bebés & niños

Frutas superpoderosas

Incluir frutas en la alimentación de los niños es de vital importancia debido a su magnífico aporte de vitaminas, minerales y nutrientes. Consumirlas a diario y en todas sus variedades los mantienen sanos y energéticos, y previene la aparición de enfermedades.

La mayoría de las frutas tienen propiedades extraordinarias para la salud de adultos y niños. Sin embargo, a pesar de esto y de que tienen un sabor dulce y agradable, a veces es un tanto difícil incluirlas en la dieta de los chicos. Esto puede deberse a que no se estableció correctamente el hábito cuando aún era un bebé y comenzaba a incorporar alimentos sólidos o bien no se sostuvo más adelante, cuando el pequeño empezó a probar otros productos alimenticios, que aunque no sean tan saludables, terminaron siendo de su preferencia.

Los padres tienen la responsabilidad de brindar a los hijos una buena nutrición, de motivarlos a hacer actividad física y a beber mucha agua para mantenerse sanos y llenos de energía.  La Organización Mundial de la Salud recomienda ingerir 400 gramos de frutas todos los días, es decir aproximadamente unas 5 porciones.

El consumo de frutas previene enfermedades cardíacas, la obesidad, la diabetes y hasta el cáncer, sobretodo el cáncer gastrointestinal. Además, ayuda a prevenir las caries y también a regularizar la función intestinal, por su alto contenido en fibras.

Tips para que los chicos las disfruten

1.     Ofrecerlas en jugos, licuados, ensaladas de frutas y gelatinas
2.     Elaborar recetas con frutas de todos los colores para que sea más atractivo a la vista
3.     La presentación en la mesa es muy importante. Se pueden realizar diversas formas en el plato (caritas, palmeras, casitas, etc.)
4.     Llevarlos a comprar y dividir la compra de frutas y vegetales por colores.
5.     Servirlas crudas o cocidas (ej: compota de manzana) pero siempre teniendo en cuenta que crudas y con cáscara conservan más sus nutrientes.

Pueden consumirse en cualquier momento del día, en el desayuno, como colación o de postre. No hay un horario estipulado para ello, pero sí es bueno aprovechar las frutas de estación y comerlas sin agregarles azúcar.

Es indispensable que enseñemos a los chicos a lavar muy bien las frutas y verduras antes de ingerirlas como parte de las normas de higiene que deben incorporar en su vida cotidiana.

¿Sabías qué?
El bajo consumo de frutas y verduras es uno de los diez factores principales de mortalidad a escala mundial. Un informe de la Organización Mundial de la Salud calculó que la ingesta insuficiente de frutas y verduras causó aproximadamente el 19% de cánceres gastrointestinales, un 31% de las cardiopatías isquémicas y el 11% de los accidentes vasculares cerebrales.

Con el asesoramiento de Andrea Mastronardi. Licenciada en Nutrición.  

 





2010 - Salta Argentina - Todos los derechos reservados - Prohibida la reproducción total o parcial -

Registrate

54-9-387 5568602
saltabebe@gmail.com