de portada

Carolina Bezchian "¡A jugar como en los viejos tiempos!"

Es una reconocida comunicadora social salteña. Seguramente habrán visto su sonrisa en el Noticiero de Canal 10, en el programa “Boomerang” y es probable que también reconozcan su voz los sábados a la mañana en Radio La Estación Fm.

Además de su labor como profesional, Caro es mamá de Tatiana, una nena sensible y curiosa de 7 años. Juntas son las protagonistas de nuestra portada de Agosto y entre foto y foto, conversamos con ellas acerca de todos los temas que tratamos en esta edición nº 71 de saltabebé.

¿Cómo vive Tati su niñez?

Espero que con felicidad para que le vaya dando forma a sus sueños con esa buena base, ese al menos, es el motivo del desempeño de nosotros como papás. Tati es una nena súper estimulada y amada, es inquieta y muy curiosa. Le gusta aprender cosas nuevas todo el tiempo, le gusta el arte, la música, el teatro, las acrobacias…uff . Siempre quiere experimentar y aprender.  Al ser única hija, tiene toda la atención, eso claramente ayuda a que dediquemos tiempo a jugar sólo con ella, a conversar y a responder sus miles de preguntas diarias; pero también nos da la responsabilidad de trabajar en sus valores de generosidad y solidaridad, desde muy niña. Hoy es una nena súper sensible, agradecida y conectada con otras realidades; siempre busca ayudar y compartir.

¿Te acordás de tu primera ecografía? ¿Cuáles fueron las sensaciones que experimentaste al ver un poquito la carita de tu bebé?

¡Sí!, ¿cómo olvidarla? es una de las sensaciones más lindas que viví. Te conecta tan directamente con el milagro de la vida. Tenía siete semanas de gestación, no vivía en Salta en ese momento así que, fue además, una experiencia muy íntima. Queríamos guardar el secreto para dar la noticia en el próximo viaje que íbamos a hacer.

 Que puedas escuchar el latido del corazón de ese porotito  tan chiquito… es indescriptible, de esa manera te dice que quiere vivir y que depende de vos. Ese lazo no se corta más, sólo va creciendo en el cuidado y en el amor. De ahí en las próximas ecografías verle la carita, imaginarla, soñarla…algo único. 

¿Cómo viviste la etapa de lactancia?

Digamos que no fue la deseada.  A los tres meses de nacida Tati, falleció mi papá y eso para mí fue un golpe tremendo y creo que, para protegerla de toda mi angustia, hice un bloqueo y se me cortó la leche. La verdad que me hubiese gustado que sea otra la historia para contarles, pero a veces no podemos manejar algunas cosas. Hoy solo puedo aconsejarles que, si pasan alguna situación similar, busquen ayuda y contención así no se pierden una lactancia prolongada.

¿Cuándo aprendió Tati a caminar? ¿Usó andador?

Tati comenzó a caminar un 9 de julio, como buena patriota (risas), dos semanas después de haber cumplido un añito. Semanas antes ya se quería largar, pero no se soltaba, se iba agarrando de todo, arrastraba cajas, banquitos, lo que encontraba, pero se las ingeniaba para travesear. Siempre fue inquieta así que, el andador me fue muy útil antes, saltaba y daba pequeños pasitos. Cuando comenzó a gatear (antes de los 10 meses) ya quería independizarse de cualquier cosa que la limite. 

Tati ¿es celosa? ¿Cómo crees que reaccionaría si tuvieras otro bebé?

Si bastante, al ser el centro de atención en mi casa y en su abu, además la más chiquita en el aula… siempre tiene las de ganar. Pero como te decía, trabajamos mucho el tema en la familia así que lo sabe manejar muy bien, lo expresa hablando y eso me ayuda a poder contenerla. Sobre lo del hermanito tiene sus momentos, a veces quiere, otras veces no. Creo que si llegaría -aunque deba compartir el trono- sería muy dulce y compañera.

¿Cómo se lleva Tati con la tecnología? ¿La dejás usar tu celular? ¿Tiene tablet? ¿Por cuánto tiempo le permitís jugar con estos dispositivos?

Es un gran dilema ese, no queremos alejarla de la tecnología porque su mundo va a girar en torno a eso, pero le ponemos límites y la acompañamos para advertirle los peligros y guiarla en la elección de videos y juegos. Es difícil pero damos batalla con algunas pautas como que “en la mesa no  hay celu ni tablet¨” y si  hay amiguitos o primitos “nada de tecnología” a jugar como en los viejos tiempos. El tiempo de exposición siempre depende de eso, de donde está y que otras posibilidades de juego y recreación puede tener a su alcance.







2010 - Salta Argentina - Todos los derechos reservados - Prohibida la reproducción total o parcial -

Registrate

54-9-387 5568602
saltabebe@gmail.com